Cómo obtener cobertura para medicina alternativa

Resumen

La acupuntura, la atención quiropráctica, la masoterapia y otros tratamientos alternativos pueden no estar cubiertos por el seguro médico. Antes de recibir un tratamiento alternativo, comuníquese con el representante de servicios para miembros de su plan o consulte los documentos del plan o la página web. Averigüe si su plan cubre ese tratamiento. Averigüe si existen requisitos específicos o límites.

Si el proveedor de su cuidado alternativo es un médico, es muy probable que el tratamiento esté cubierto. Incluso si el profesional no es un médico, los planes generalmente requieren que él o ella esté certificado.

Su aseguradora puede rechazar un reclamo por un tratamiento porque piensan que es experimental o no comprobado. Si es así, usted y su proveedor pueden plantear el caso a la aseguradora informando que existe evidencia de que el tratamiento funciona.

¿Desea algún tipo de tratamiento alternativo? Entonces, lo puede considerar al comprar su plan de salud.

Algunos proveedores de cuidados alternativos no aceptan seguro médico. Si el suyo no lo hace, es posible que pueda obtener un reembolso al menos en parte de su gasto de bolsillo. Esto sería si su plan cubre el servicio y la atención de proveedores fuera de la red.

Si tiene que pagar de su bolsillo a un proveedor, es posible que pueda negociar el costo con dicho proveedor utilizando nuestra herramienta de búsqueda de costos FAIR Health Medical Cost Lookup Tool. Allí puede ver cuánto cobran normalmente los proveedores por los servicios en su área geográfica.

También puede preguntar si el proveedor ofrece un descuento para los pacientes que pagan por adelantado. O puede solicitar establecer un plan de pago o averiguar si su proveedor tiene una escala móvil basada en los ingresos.

Otra opción es utilizar un plan de gastos flexible. Dichos planes le permiten ahorrar utilizando dólares antes de impuestos para gastos de atención médica.

Cómo obtener cobertura para medicina alternativa


La acupuntura, la atención quiropráctica y la masoterapia tienen una cosa en común: Es posible que no estén cubiertos por el seguro. Esto se debe a que pueden considerarse tratamientos alternativos, que no forman parte de la atención médica convencional.

La medicina alternativa tiene muchos nombres. Puede denominarse medicina complementaria y alternativa, medicina integrativa, medicina funcional o medicina holística. Incluye muchos tratamientos, como aromaterapia, biorretroalimentación, terapias de biocampo, suplementos dietéticos, terapia electromagnética, imágenes guiadas, homeopatía, hipnoterapia, meditación, naturopatía, asesoramiento nutricional, entrenamiento de relajación, medicina tradicional china y yoga.

Cualquiera que sea el nombre o tratamiento, muchas aseguradoras no lo cubren. Pueden verlo como experimental, careciendo de evidencia suficiente para demostrar que funciona. (Para otros tipos de servicios que las aseguradores no pueden cubrir, consulte los Servicios de atención médica no cubiertos por el seguro de salud Healthcare Services Not Covered by Health Insurance).

Si desea medicina alternativa, este artículo le mostrará bajo qué circunstancias pueden cubrirse dichos servicios. Incluso si el seguro no lo cubre, este artículo mostrará cómo puede reducir sus gastos de bolsillo.

Averigüe lo que cubre su asegurador


Los planes de salud difieren. Por ejemplo, algunos planes cubren la acupuntura, mientras otros no lo hacen. Antes de recibir un tratamiento alternativo, comuníquese con el representante de servicios para miembros de su plan o consulte los documentos del plan o la página web. Infórmese:

  • ¿Su plan cubre este tratamiento?
  • ¿Existen requisitos específicos, como una autorización previa, o tener una referencia o una receta de su médico?
  • ¿Existen límites, como el número de visitas o cuánto pagará su plan?
  • ¿Hay proveedores del tratamiento alternativo en la red de su plan? Si es así, ¿Cuáles son sus nombres e información de contacto? (Una red es un grupo de proveedores que acordaron tomar la tarifa contratada de su plan como pago total).

Mantenga registros de cualquier contacto con la aseguradora, en caso de que tenga una disputa de reclamo más adelante.

Ciertos tipos de medicina alternativa tienen más probabilidad de ser cubiertos que otros. Por ejemplo, una visita a un quiropráctico, puede estar cubierta, pero una visita a un homeópata no.

Algunas veces se cubrirá un tratamiento para un uso específico, pero no para otros usos. La asesoría nutricional, por ejemplo, puede estar cubierta si usted tiene diabetes. Pero si no, puede que no tenga cobertura. Del mismo modo, la masoterapia puede estar cubierta solo para ciertas afecciones.


Utilice médicos y profesionales certificados
¿Quién está proporcionando su cuidado alternativo? Si es un médico, es probable que el tratamiento esté cubierto más que si no lo fuera. Su plan puede cubrir atención alternativa solo si la receta un médico. Incluso si el profesional no es un médico, los planes generalmente requieren que él o ella esté certificado.


Presente un caso a su aseguradora para cubrir el tratamiento
Su aseguradora puede rechazar un reclamo por un tratamiento porque piensa que es experimental o no comprobado. Si es así, usted y su proveedor pueden plantear el caso a la aseguradora informando que existe evidencia de que el tratamiento funciona y que puede ser adecuado para usted. Puede respaldar su caso según corresponda con una carta de su proveedor o con artículos de revistas que muestren que el tratamiento es seguro y efectivo. Puede señalar el bajo costo de un tratamiento alternativo en comparación con un procedimiento convencional (o medicamento) de mayor costo para la misma afección. Dependiendo de la evaluación de su proveedor, también puede sugerir que el tratamiento alternativo podría funcionar mejor para usted que una opción convencional. Para más información visite Tratamientos experimentales y ensayos clínicos.


Busque un plan que cubra su tratamiento
¿Desea algún tipo de tratamiento alternativo? Entonces, lo puede considerar al comprar su plan de salud. Puede buscar un nuevo plan durante inscripción abierta, que generalmente es en el otoño. ¿Tiene un plan basado en el empleo o un plan del Mercado de seguros de salud? Si es así, también pueden buscar un plan cuando ocurren ciertos eventos de la vida. Tales eventos incluyen casarse o tener un bebé. (Visite When Can You Enroll in a Health Plan?)

Vea si puede encontrar un plan de salud que cubra el tratamiento específico que desea. Averigüe si necesita una cláusula especial o un suplemento al plan para cubrir el tratamiento. (Una cláusula es una disposición adicional). Pregunte si la aseguradora ofrece un programa de descuento. En dicho programa, usted paga de su bolsillo servicios médicos alternativos pero a una tarifa más baja.

Cuando compre, no olvide considerar todas las otras cosas que hacen que un plan de salud valga la pena. Estos incluyen costos asequibles y una sólida red de proveedores. Para obtener más información sobre qué considerar, visite Choosing a Health Plan Cómo elegir un plan de salud.


Use un beneficio fuera de la red si tiene uno
Algunos proveedores de cuidados alternativos no aceptan seguro médico. Si el suyo no lo hace, tendrá que pagar de su bolsillo el servicio que reciba. Pero es posible que pueda obtener un reembolso, al menos en parte. Esto sería si su plan cubre el servicio y la atención de proveedores fuera de la red. (Un proveedor fuera de la red es uno que no está en la red es uno que no está en la red de su plan Viste In-Network and Out-of-Network Care Atención dentro y fuera de la red). Los planes a menudo tienen copagos, deducibles y coseguros más altos para la atención fuera de la red que la atención dentro de la red. Por lo tanto, es probable que pague más que la atención dentro de la red, incluso si su plan tiene un beneficio fuera de la red.


Reduce tus costos
Supongamos que usted tiene que pagar a un proveedor de su bolsillo. Eso puede suceder porque el proveedor no acepta el seguro o porque su plan no cubre el servicio. Hay pasos que puede tomar para reducir sus costos.

Negociar sus costos
Antes de aceptar recibir atención, averigüe cuál será el costo. Luego revise nuestra herramienta de búsqueda de costos médicos de FAIR Health FAIR Health Medical Cost Lookup Tool. Allí puede ver cuánto cobran normalmente los proveedores por ese servicio en su área geográfica. No todos los servicios médicos alternativos están listados en la herramienta. Por ejemplo, si busca acupuntura o quiropráctica, existen códigos de procedimiento para varios de estos servicios. (El profesional de la salud puede decirle qué código es el adecuado para el servicio planificado para usted). Pero si busca reflexología o meditación, no encontrará los códigos de procedimiento.

Si el servicio figura en la lista, recibirá un precio normal fuera de la red y dentro de la red por el servicio en su área. Compare esos precios con la cantidad que su proveedor está cobrando. ¿Su proveedor está cobrando más? Luego, pregunte si el proveedor consideraría ofrecer un precio más cercano a una de esas estimaciones. Para obtener más información sobre los costos de negociación, consulte el Uso de estimaciones de costos de salud FAIR para negociar los costos de la atención Using FAIR Health Cost Estimates to Negotiate the Costs of Care.

También puede preguntar si el proveedor ofrece un descuento para los pacientes que pagan por adelantado. ¿Prefiere dividir los pagos en cuotas? Si es así, pregunte si el proveedor está dispuesto a establecer un plan de pago. También puede preguntar si su proveedor tiene una escala móvil basada en los ingresos.

Planes de gastos flexibles
Otra opción es usar un plan de gastos flexibles para pagar su atención médica alternativa. (Para obtener más información consulte los Planes de gastos flexibles Flexible Spending Plans). Dichos planes le permiten ahorrar utilizando dólares antes de impuestos para gastos de atención médica. Los servicios que utilice deben estar en la lista de servicios médicos aprobados por el Servicio de Impuestos Internos. Algunos servicios médicos alternativos están en esa lista (como la acupuntura y la atención quiropráctica); otros no están. El administrador de beneficios de su plan de gastos flexible podrá decirle cuáles son. O bien puede consultar la lista aquí.

Para utilizar un plan de gastos flexible deberá conservar los recibos. Es posible que necesite una carta de necesidad médica de su médico. Por ejemplo, si desea que el plan pague por las vitaminas, la carta explicará por qué son medicamente necesarias.

Su plan de acción:


  • Averigüe si su plan cubre su tratamiento.alternativo.
  • Utilice médicos y profesionales certificados.
  • Si su aseguradora no cubre el tratamiento alternativo, hágales saber por qué deberían hacerlo.
  • Busque un plan que cubra el tratamiento.
  • Use un beneficio fuera de la red, si tiene uno, para obtener un reembolso por la atención fuera de la red.
  • Reduzca sus costos negociando los costos y utilizando un plan de gastos.
 

Más artículos para leer